La triangulación del delito, ante la clonación de celulares

0
73

Guido Rosales Uriona

Si todo lo que dice esta circular esta funcionando, entonces las supuestas víctimas de la supuesta suplantación y consecuente clonación no autorizada del SIMCARD que llevó al retiro no autorizado de sus cuentas bancarias, solamente tendrían que solicitar los datos a los operadores respecto al uso de sus líneas, celdas, los IMEIs y los simcards utilizados antes de los movimientos bancarios.

1. Si el titular ha sido suplantado, entonces se podría identificar mediante la triangulación desde donde y con que simcard han operado los suplantadores. En principio el titular de la línea no debería ni siquiera requerir una orden judicial por cuanto es TITULAR de la línea supuestamente suplantada.

2. En caso de no recibir respuesta por parte del operador, la supuesta víctima debería solicitar los datos mediante un requerimiento judicial.

Con esto podría demostrar con cierto grado de exactitud si ha sido o no suplantado. Ahora otro es el tramite ante la Entidad Financiera y ASFI, si habiendo demostrado no haber ejecutado acción alguna y al contrario haber sido victima de un cambio no autorizado de simcard, puede beneficiarse de algún tipo de seguro.

Creo que más allá de deslindar responsabilidades, los actores: Operadores de comunicaciones, ATT, EIF y ASFI deben allanar el camino para que la victima pueda tener respuestas y en general toda la comunidad y el país.

Necesitamos tener CONFIANZA no en la INVULNERABILIDAD de los sistemas de información, sino en la colaboración que podemos recibir si somos víctimas de casos similares.

Personalmente siento duda cuando algún familiar o conocido me pregunta “Donde puedo colocar mis ahorros para que no me pase nada?” No tengo respuesta y no la tendremos con certeza, pero deberíamos recuperar la confianza en los reguladores y actores llamados a brindar y regular el servicio de banca digital.