Año nuevo

0
703

Hoy, primer día de un nuevo año, y no es que este muy convencido de que el tiempo sea lineal, pero bueno, eso es lo que la tradición manda. El pasado año nos dejo muchos sinsabores como país, una democracia en peligro y una economía al borde del colapso. La diplomacia boliviana fue un desastre. La derrota en La Haya marco el principio del fin del caudillo

A pesar de todos estos hechos objetivos, y muchos más, la oclocracia instalada en el poder parece que vive en otro mundo. Usan la estrategia del avestruz, esconden la cabeza y mienten, creen que todos los bolivianos sufrimos de un cretinismo extremo, como sus seguidores. Han llevado el cinismo y la desvergüenza a cumbres nunca antes alcanzadas, sin embargo, ya son muy pocos los que creen en estos caraduras

Mucho me temo que el “jefazo”, el “licenciado” y toda la caterva de delincuentes masistas, sufren de un caso serio de coprofagia; es decir, están comiendo su propia mierda, dicho en buen cubano, son unos “comemierda”. Pero el caso no seria tan grave, si no pretendieran hacérnosla tragar a todos los bolivianos. Que ellos se traguen sus propias mentiras, vaya y pase, pero que nos vean la cara de boludos, eso ya indigna.

No otra cosa se puede deducir de la incontinencia verbal, que, con más virulencia en estos últimos días, se ha apoderado de los mandamases masistas. Es tanta la mierda que sale de sus bocas, que ya el país esta convertido en una inmensa cloaca. Están enfermos de poder, mienten con un desparpajo que denota un profundo desprecio por los ciudadanos, a diario insultan la inteligencia de la gente.

No se si tuvimos un presidente mas megalómano, mitómano, demagogo e ignorante que Morales, si lo tuvimos, Morales ya esta haciendo los méritos suficientes para llevarse el primer lugar. El vice es otro caso clínico, dueño de la verdad y las ideas, se manda cada cagada de antología. Dicen que cada pueblo tiene el gobierno que se merece, no puedo imaginar que hicimos los bolivianos para merecer a este par de crapulas